Tapachula, Chis. 16/07/2019 30oC

Obesos fumadores y sedentarios, más propensos a sufrir hernia discal

Tapachula, Chiapas; 12 de julio de 2019.- Las personas obesas, fumadoras y sedentarias o que ocasionalmente hacen un esfuerzo físico (sobre todo en labores domésticas y ejercicio de fin de semana) así como las que caminan o se sientan con malas posturas, son más propensas a padecer  hernia discal, que consiste en la salida o desacomodo del disco o amortiguador  que se encuentra  entre las vértebras de la región  lumbar  y cervical de la columna, y que tienen como función dar un movimiento armónico de la espalda.

Luis Fernando Arenas Cruz, traumatólogo adscrito al Hospital General de Zona (HGZ) No. 1 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tapachula, señaló que es a partir de los 26 años de edad cuando empieza a desgastarse la columna vertebral, debido a que los dos componentes del disco, que son el núcleo y el anillo fibroso, comienzan a perder proteínas y agua, y esto propicia su desgaste y debilitamiento, lo cual, sumado a los factores de riesgo  señalados, favorecen la presencia de hernia discal.

Y comentó que fumar más de seis cigarrillos al día condiciona a que el cuerpo y los discos no se nutran en forma suficiente de agua y proteínas, además de que es más probable que las disminuya, se multipliquen y lleguen a unirse, ya sea por el sobrepeso corporal o por levantar objetos pesados.

Explicó que por sí solo el exceso de peso no causa la hernia de disco, pero que si es más fácil que sufra de una lumbalgia e incluso de ciatalgia (neuralgia del nervio ciático), el cual comienza en la pelvis y finaliza en los pies, y destacó que aquellas personas que realizan actividades físicas y deportivas están más protegidas ante este padecimiento debido a que su columna y sus vértebras resisten con mayor eficacia algún traumatismo.

Añadió que es importante saber que no todos los dolores en este nervio se deben a una hernia de disco- también puede ser por causa virales o tumorales-, así que las personas con síntomas como entumecimiento o disminución de la sensibilidad en las piernas y sensación de ardor o dolor que a veces se extiende de un glúteo hasta los dedos del pie, deben ser inmediatamente atendidas por un médico.

Señalo que si se encuentra que la causa de la neurología es una hernia de disco se debe dar tratamiento inmediato para que no continúe el daño en el disco y las molestias.

Existen tres causas por las cuales se recurre a la intervención quirúrgica como tratamiento: por el Síndrome de Cola de Caballo, en el cual el paciente pierde el control y la sensibilidad de las funciones urinarias y rectales; la falta de movimiento en la pierna o en los dedos de los pies; y – a consideración del doctor – que el dolor, ya sea atrás de la espalda, el glúteo o en el pie, sea muy agresivo y no se alivie con medicamentos.

Advirtió que ante el dolor de una citalgia, no se debe recurrir a la automedicación ni solicitar la asistencia e algún “huesero”, ya que esto puede llevar a una situación más compleja. Las personas con uno  o más de los factores de riesgo mencionados, agregó, tiene mayores complicaciones al momento de una intervención quirúrgica, por la posibilidad de contraer alguna infección o desarrollar pequeños hematomas. // Comunicado de Prensa

 

12/07/2019